Estudio exploratorio de riesgos psicosociales en el trabajo

El estudio desarrollado por nuestra académica colaboradora Magdalena Garcés y Rodrigo Finkelstein, demuestra que la aplicación de la modalidad de teletrabajo en el marco de la crisis sanitaria actual llegó de la mano con una importante intensificación de las labores y la tendencia a trabajar más horas.


Como una exploración inicial sobre el estado del teletrabajo durante el clímax de la pandemia en Chile, Magdalena Garcés y Rodrigo Finkelstein decidieron que era clave entender qué les pasa a las y los trabajadores que se enfrentan a esta modalidad de trabajo y cuáles son los riegos asociados a la misma, revisando no solo el aumento de síntomas en la salud física y mental de las personas, sino que también lo que implica la experiencia de trabajo en términos del malestar y sufrimiento.

Para ello desarrollaron una encuesta que se aplicó el mes de junio en la que participaron 479 personas. A nivel general, los resultados del estudio demuestran que el teletrabajo no constituye una forma de organización laboral exenta de riesgos, todo lo contrario: un 65% de los participantes declara haber experimentado un aumento en la cantidad o intensidad de trabajo, 50% ha visto aumentado su nivel de responsabilidad, un 26% ha visto afectado desfavorablemente su ingreso y un 19% observa mayor número de conflictos con su equipo de trabajo.

Para Magdalena Garcés “esta compeljidad teórica y paradigmática permite hacer sentido del teletrabajo de forma orgánica, desde una mirada amplia, tomando en cuenta una mirada de factores sociales interdependientes e interactuantes”, y agrega que el presente estudio “aspira a realizar un primer avance en esta materia que permita establecer ciertas directrices y líneas de investigación futuras”.

Principales hallazgos

Los resultados del estudio se dividen en cuatro dimensiones: Control, Demanda, Retribución y dimensión de Apoyo Social. En el siguiente cuadro podemos ver un resumen general de las principales percepciones por cada una de ellas:

  • Observamos que la mayor exposición a riesgos psicosociales se encuentra en la dimensión de demanda, donde un 65% de la muestra ha experimentado un aumento en la cantidad o intensidad del trabajo y un 50% ha visto aumentado el nivel de responsabilidades.
  • En la dimensión de retribución, un 26% de los participantes ha experimentado un cambio desfavorable en el ingreso y un 24% no se siente12 económicamente bien retribuidos por realizar teletrabajo.
  • También un 19% de los participantes han visto aumentados los conflictos con el equipo de trabajo, mientras que un 12% no dispone de espacios para conversar con pares sobre las dificultades y un 23% carece de instancias de retroalimentación para orientar el trabajo

Cabe destacar que las mujeres en general presentaron una mayor exposición que el género masculino en todas las dimensiones y subdimensiones analizadas:

  • La dimensión demanda presenta diferencias de 8% y 10%, mientras que la dimensión control de 5%, 8% y 23%, no obstante, destacan de forma particular la subdimensión de carencia de descanso con un 23% y la de mala retribución con un 16%.

Revisa el detalle de estos resultados y todos los hallazgos del “Estudio exploratorio de riesgos psicosociales en el trabajo” aquí: DESCARGAR ESTUDIO


Datos metodológicos

La encuesta estuvo en línea desde el 7 al 20 de junio y la respondieron un total de 479 participantes. La muestra estuvo mayoritariamente constituida por mujeres (62,6%) y en menos medida por hombres (37,4%).

Un 60% de las y los encuestados son empleados dependientes con contrato indefinido, mientras que el 9% tiene contrato a plazo fijo. El 11% de la muestra trabaja a honorarios y el 20% se declara independiente o con su propio negocio.

Un 52% de los participantes vive con su padres e hijos, mientras que un 18% vive solo o con su pareja. Un 8% vive solo y también un 8% vive solo con hijos. El resto vive con sus padres, amigos y otros no especificados.

Estudio exploratorio de riesgos psicosociales en el trabajo

El estudio desarrollado por nuestra académica colaboradora Magdalena Garcés y Rodrigo Finkelstein, demuestra que la aplicación de la modalidad de teletrabajo en el marco de la crisis sanitaria actual llegó de la mano con una importante intensificación de las labores y la tendencia a trabajar más horas.


Como una exploración inicial sobre el estado del teletrabajo durante el clímax de la pandemia en Chile, Magdalena Garcés y Rodrigo Finkelstein decidieron que era clave entender qué les pasa a las y los trabajadores que se enfrentan a esta modalidad de trabajo y cuáles son los riegos asociados a la misma, revisando no solo el aumento de síntomas en la salud física y mental de las personas, sino que también lo que implica la experiencia de trabajo en términos del malestar y sufrimiento.

Para ello desarrollaron una encuesta que se aplicó el mes de junio en la que participaron 479 personas. A nivel general, los resultados del estudio demuestran que el teletrabajo no constituye una forma de organización laboral exenta de riesgos, todo lo contrario: un 65% de los participantes declara haber experimentado un aumento en la cantidad o intensidad de trabajo, 50% ha visto aumentado su nivel de responsabilidad, un 26% ha visto afectado desfavorablemente su ingreso y un 19% observa mayor número de conflictos con su equipo de trabajo.

Para Magdalena Garcés “esta compeljidad teórica y paradigmática permite hacer sentido del teletrabajo de forma orgánica, desde una mirada amplia, tomando en cuenta una mirada de factores sociales interdependientes e interactuantes”, y agrega que el presente estudio “aspira a realizar un primer avance en esta materia que permita establecer ciertas directrices y líneas de investigación futuras”.

Principales hallazgos

Los resultados del estudio se dividen en cuatro dimensiones: Control, Demanda, Retribución y dimensión de Apoyo Social. En el siguiente cuadro podemos ver un resumen general de las principales percepciones por cada una de ellas:

  • Observamos que la mayor exposición a riesgos psicosociales se encuentra en la dimensión de demanda, donde un 65% de la muestra ha experimentado un aumento en la cantidad o intensidad del trabajo y un 50% ha visto aumentado el nivel de responsabilidades.
  • En la dimensión de retribución, un 26% de los participantes ha experimentado un cambio desfavorable en el ingreso y un 24% no se siente12 económicamente bien retribuidos por realizar teletrabajo.
  • También un 19% de los participantes han visto aumentados los conflictos con el equipo de trabajo, mientras que un 12% no dispone de espacios para conversar con pares sobre las dificultades y un 23% carece de instancias de retroalimentación para orientar el trabajo

Cabe destacar que las mujeres en general presentaron una mayor exposición que el género masculino en todas las dimensiones y subdimensiones analizadas:

  • La dimensión demanda presenta diferencias de 8% y 10%, mientras que la dimensión control de 5%, 8% y 23%, no obstante, destacan de forma particular la subdimensión de carencia de descanso con un 23% y la de mala retribución con un 16%.

Revisa el detalle de estos resultados y todos los hallazgos del “Estudio exploratorio de riesgos psicosociales en el trabajo” aquí: DESCARGAR ESTUDIO


Datos metodológicos

La encuesta estuvo en línea desde el 7 al 20 de junio y la respondieron un total de 479 participantes. La muestra estuvo mayoritariamente constituida por mujeres (62,6%) y en menos medida por hombres (37,4%).

Un 60% de las y los encuestados son empleados dependientes con contrato indefinido, mientras que el 9% tiene contrato a plazo fijo. El 11% de la muestra trabaja a honorarios y el 20% se declara independiente o con su propio negocio.

Un 52% de los participantes vive con su padres e hijos, mientras que un 18% vive solo o con su pareja. Un 8% vive solo y también un 8% vive solo con hijos. El resto vive con sus padres, amigos y otros no especificados.

FACULTAD DEPSICOLOGÍA

Almirante Barroso 26, Metro Los Héroes, Santiago de Chile
Teléfono: (56) 2 28897437
psicologia@uahurtado.cl

Síguenos en: